Catamarca
Jueves 06 de Octubre de 2022
Buscar:

TUCUMÁN

El sabor del queso rústico es una caricia al alma

En vísperas de celebrarse la 42º Fiesta Nacional del Queso, la villa veraniega ofrece su más típico manjar. La producción quesera lleva instalada centenares de años en el valle, desde la llegada de los jesuitas. Sabores naturales, con especias o quesillos
DELICIA DEL NORTE. El queso natural es el más vendido; los extranjeros prefieren los quesos ultra maduros
(DIARIOC, 15/02/2011) "Queso, poesía, perfume de nuestras comidas, si no te tuviéramos ¿qué sería la vida?". El español Félix María Samaniego escribió la oda en el siglo XVIII; 250 años después, Tafí del Valle se apoderó del verso, aunque pocos se acuerdan del fabulista vasco.

El mundillo quesero es pintoresco por donde se lo mire. Siempre conserva su aire colonial, criollo y rústico. Ni la jerga anglicista de los jóvenes globalizados, ni la vibración de un iPhone al lado de una horma atacada por el cuchillo alcanzan a disipar esa nube folclórica que sobrevuela una típica cámara de estacionamiento. El bouquet taficeño, o aroma que adquiere el queso durante su envejecimiento, es como una caricia al alma cuando se respira, arranca sonrisas y suaviza la jornada. El tradicionalismo implícito en el modo de elaboración permite imaginar que esos quesos apilados en tablas de madera son verdaderos frutos arrancados de la tierra.

En 1617 los monjes jesuitas introdujeron la receta española de La Mancha, o manchega, en la quebrada calchaquí. Reemplazaron la leche de oveja por la de vaca y utilizaron especias frescas que crecen en la montaña. El resultado: un queso que se sigue fabricando y que nada tiene que envidiarles a los del mediterráneo de la Madre Patria.

Además de los queseros artesanos -que son pocos según advirtió Oscar Asensio, director de Turismo del municipio-, en Tafí del Valle los principales productores son la Estancia Las Carreras (quesos "M"), de Inés Frías Silva; la Estancia Los Cuartos (quesos "LC"), de Mercedes Chenaut y Camilo Soaje; la Estancia El Churqui (quesos "Z"), de Clemente Zavaleta; y la Finca Los Sueños, de Fabián Barrionuevo Bravo. El sabor de las piezas es el souvenir obligado del valle, un delicioso recuerdo para el paladar.

"Mi queso fusiona la costumbre de la colonia con la del indio, y respeta la tradición quesera precolombina, anterior a la fórmula manchega. Utilizo, además, condimentos de la serranía", afirma Bravo, dueño de la Finca Los Sueños, que en 2010 obtuvo el premio nacional a la "Experiencia del Sabor", en Buenos Aires.

María Guantay cocina los quesos "LC". Jura fidelidad a la técnica jesuítica y acomoda los quesos con la delicadeza con la que una madre mece a su bebé. "Es un alimento sin aditivos y muy saludable si se tiene en cuenta que cada horma contiene 15 litros de leche", aclara mientras se coloca unos guantes para mostrar una pieza.

La Estancia Las Carreras es la productora del 70% de los quesos tucumanos. "Producimos desde 1779. El ají y la pimienta que le añadimos los producimos nosotros", explica Luis García, chef gourmet del hotel rural. Federico Lix Klett, encargado del área de marketing de Las Carreras, agrega que Tafí del Valle debe crear una ruta del queso. "Así como Salta tiene su ruta del vino, nosotros debemos instalar al "Queso Tafí" como un atractivo turístico", manifestó.

Ricardo Bunn, veterinario de la Estancia El Churqui, atribuyó el éxito mundial de los quesos vallistos a la calidad de las pasturas con las que se alimentan las vacas.(La Gaceta)

(Se ha leido 310 veces.)

Se permite la reproducción de esta noticia, citando la fuente http://www.diarioc.com.ar

Compartir en Facebook

Sitemap | Cartas al Director | Turismo Catamarca | Contacto | Tel. (03833) 15 697034 | www.diarioc.com.ar 2002-2022