Catamarca
Jueves 21 de Octubre de 2021
Buscar:

EL PAPA ARGENTINO

Francisco: "San Pedro no tenía cuenta"

"Una Iglesia rica es una iglesia que envejece", dijo el Papa en una homilía en la cual ahondó en uno de sus temas preferidos: la pobreza. Pidió ser apóstoles y no inversores
(DIARIOC, 11/06/2013) “Gratuitamente recibisteis, gratuitamente debéis dar”. Esas palabras de Jesús a los discípulos fueron recordadas esta mañana por el Papa Francisco en su homilía matinal en la capilla de la residencia de Santa Marta, en la cual desarrolló extensamente lo que ya es un concepto nuclear de su pontificado: el de la pobreza. “¡Cómo me gustaría una iglesia pobre, para los pobres!”, había dicho poco después de su ascenso a la silla de Pedro.

Hoy insistió fuertemente en ese mensaje: el Evangelio debe ser anunciado con sencillez y gratuidad. El testimonio de pobreza es lo que salva a la Iglesia de convertirse en una ONG más, advirtió.

“No procuren oro ni dinero para sus cinturones”, dijo el Papa parafraseando a Jesús. Y agregó: “La predicación evangélica nace de la gratuidad, del asombro ante la salvación que viene y aquello que he recibido gratuitamente, debo darlo gratuitamente. Así era al comienzo, San Pedro no tenía cuenta bancaria (y) Felipe no hizo un negocio, anunció, bautizó”.

El Reino de Dios “es un don gratuito”, insistió, reconociendo que siempre existió la tentación de buscar en otra parte la fuerza de la Iglesia, cuando “nuestra fuerza es la gratuidad del Evangelio”.

También llamó a no confundir “anuncio” con “proselitismo”. “La Iglesia, dijo citando a Benedicto XVI, no crece por proselitismo sino por atracción, (y ésta) viene del testimonio de aquellos que anuncian la gratuidad de la salvación”.

Y los signos de que una persona, un “apóstol” vive en esta gratuidad son especialmente dos, explicó el Papa: uno, la pobreza, el testimonio de esta pobreza: “No tengo riquezas, mi riqueza es solamente el don que he recibido, Dios. (Y) esta pobreza nos salva de convertirnos en organizadores, en emprendedores. Se deben llevar adelante las obras de la Iglesia, y algunas son un poco complejas; pero (hay que hacerlo) con corazón de pobreza, no con corazón de inversores o de emprendedores, ¿no?”.

“La Iglesia –reiteró- no es una ONG: es otra cosa, más importante, y nace de esta gratuidad. Recibida y anunciada”.

El otro signo, dijo, es la “capacidad de alabanza: cuando un apóstol no vive esta gratuidad, pierde la capacidad de alabar al Señor, (…) la alabanza es una oración gratuita: no pedimos, sólo alabamos”.

“Estos son los dos signos de que un apóstol vive esta gratuidad: la pobreza y la capacidad de alabar al Señor. Y cuando vemos apóstoles que quieren hacer una Iglesia rica y una Iglesia sin la gratuidad de la alabanza, la Iglesia envejece, se convierte en una oenegé, no tiene vida. Pidamos hoy al Señor la gracia de reconocer esta gratuidad (y) avanzar nosotros también en la predicación evangélica con esta gratuidad”, concluyó.

FUENTE: infobae.com

(Se ha leido 189 veces.)

Se permite la reproducción de esta noticia, citando la fuente http://www.diarioc.com.ar

Compartir en Facebook

Más Noticias:

08-09-2021 Evitar la corrupción es posible con el blockchain
28-07-2021 Acto en conmemoración por el 83° Aniversario de creación de Gendarmería Nacional
08-07-2021 Catamarca tiene su tienda oficial en Mercado Libre
05-07-2021 Hallan sitio arqueológico de 1500 años de antigüedad en Valle Viejo
22-06-2021 Comenzó la pre-inscripción de la Gendarmería Nacional
16-05-2021 Una barrera contra la humedad | Sherwin-Williams recomienda proteger frentes y medianeras
05-05-2021 Nueva disposición para la circulación segura de tráileres
20-04-2021 Empadronamiento de estudiantes catamarqueños en Córdoba
16-04-2021 BNA extendió hasta mañana la campaña para la compra de notebooks en 24 cuotas, sin interés
09-04-2021 INCENDIOS FORESTALES | Exitosa labor de los brigadistas en la Patagonia