Buscar:

RODEADO DE MILES DE SEGUIDORES

La fiesta del Ekeko

Conozca en profundidad al diosecillo pagano andino a quien se le pide prosperidad y se le ofrendan muestras de fidelidad cada año en iglesias y parroquias.
(DIARIOC, 25/01/2011)El pueblo boliviano festejó y pidió prosperidad al Ekeko, una famosa deidad andina cargada de bienes, en las iglesias. La tradición dice que aquel que compró una casa en miniatura construya una en la realidad durante el año. Además se le ofrendan automóviles de hojalata, papel moneda y alimentos.

Miles de bolivianos se agolparon el mediodía del lunes en iglesias y parroquias para pedir al Ekeko, un diosecillo pagano regordete y cargado de bienes, prosperidad y fortuna, en una muestra incontrastable de sincretismo religioso que concentra la secular y a la vez singular fiesta de la miniatura, fuertemente anclada en la cultura de los Andes de Bolivia.

Creyentes a rajatabla que los bienes en miniatura -adquiridos con dinero corriente y real- se harán realidad, cuando, durante el año, opere un milagro, informó en un despacho la Agencia Boliviana de Información.

Casas perfectamente talladas y en algunos casos a escala, automóviles de alta gama hechos de hojalata, pequeños paquetitos con harina, arroz, azúcar y fideos y, lo que es más, cientos de millones de billetes, bolivianos, dólares y euros en miniatura, entre otros bienes adquirieron los miles de creyentes que luego llenaron las iglesias.

La tradición manda que aquel que compró una casa en miniatura construya una en la realidad durante el año. Lo mismo, automóvil, papel moneda y alimentos que adquirió.

Fuera de los recintos católicos, el Ekeko, una deidad andina expulsada por licenciosa de los hielos sempiternos de los Andes, tuteladas por los Achachilas, se enseñorea entre los creyentes que, fieles a la tradición, se desplazan presurosos por calles y avenidas atestadas por los `alasiteros`.

Alasita quiere decir, en lengua aymara, "cómprame" y, según la leyenda, devino en tradición desde 1781, cuando el gobernador español Sebastián Segurola mandó a proscribirla después de sofocar una rebelión de indígenas andinos encabezada por Túpac Katari, hoy fuente de inspiración del presidente Evo Morales.

Mejor conocida como el `Cerco a La Paz`, esa historia hizo célebre a Katari que en oposición a la esclavitud de los suyos bloqueó el ingreso de alimentos a la ciudad , cuya población hambrienta terminó comiendo cuero de vacunos y perros. Eso hace 230 años.

El mismo Morales salió de su despacho poco antes del mediodía y fue a inaugurar la Feria Alasita 2011, en el centro de La Paz.

El mandatario dijo que "es importante pensar en la familia grande que es la patria para que se desarrolle" al dar comienzo a la fiesta de la miniatura y la esperanza.

Las Alasitas también se celebran con fervor en el sur de Perú y norte de Argentina y los bolivianos migrantes la han exportado a varios sitios de Europa, donde despierta un interés turístico.

Fuente: 26noticia.com.ar

(Se ha leido 103 veces.)

Se permite la reproducción de esta noticia, citando la fuente http://www.diarioc.com.ar

Compartir en Facebook

Titulares de DiarioC en su email
Ingrese su Email:
Sitemap | Cartas al Director | Turismo Catamarca | Contacto | Tel. (03833) 15 697034 | www.diarioc.com.ar 2002-2017