Buscar:

Gran Hermano 2007 Famosos

Los días del "Roña"

Fueron casi dos meses que se mantuvo como líder de la casa mas famosa de la argentina. Compró al público con su simpleza y una mezcla de hombre rudo con niño travieso. Su descuido y soberbia en el final le jugaron una mala pasada. ¿Qué le dejó la casa?
Convertido en el octavo expulsado por el voto del público, Roña Castro estuvo en el Debate junto a Mariano Peluffo. Contó cómo fueron sus vivencias con cada uno de los participantes con que compartió sus últimos dos meses.

Desde el inicio del juego sintió la diferencia generacional, se hizo compinche de Luis Vadalá a quien llamó como su “compañero de charlas”. Juntos habían hablado sobre su hartazgo y la diferencia de ritmos en la casa.

El momento más difícil que atravesó fue cuando quiso irse porque extrañaba a su familia. Pero bastó sólo un llamado telefónico de Belén, su esposa, para que lo convenciera de que se quedara hasta el final. A partir de ese momento el Roña inició su juego mas duro.

Estuvo nominado solo dos veces. La primera, cuando había dicho que pretendía irse y todos lo votaron. La segunda, cuando tuvo un descuido e incurrió en el voto cantado. Es importante destacar que, de no haber sucedido éste complot, el boxeador no hubiera quedado en placa, el juego habría sido muy diferente y hoy estaría jugando.

Carlos se ganó dos amigos, Carlos Meza y Luis Vadalá, con quienes compartió miles de bromas y charlas sobre su vida personal, relaciones que pretende continuar desde afuera del juego.

La relación mas agresiva que construyó fue con Mariana Otero, con quien se obsesionó, se propuso sacarla de la casa desde el día en que el sintió que la actriz ofendió a su finada esposa. Su relación en el juego se caracterizó por provocarse todo el tiempo, él iba en serio pero ella lo tomó siempre en broma y divirtió mucho a todos.

De Fernanda dijo que es una chica “muy falsa”. Jorge se mostró dolido porque ella lo nominó y cuando le tocó irse lloraba como una Magdalena.

Una relación distante y marcada por la desconfianza la tuvo con el ex presidiario. Desde que ingresó al juego no le cayó bien. Diego había adoptado una postura muy pesada y de superioridad frente a todos y eso no le gustó. Consideró que Diego no es un “famoso” y dijo que no entiende por qué entró a la casa. El boxeador está convencido de que tanto él como Pachu y Dolores, entre otros, trabajan y son conocidos por eso mientras que Diego no. Cree que si estuvo en la cárcel fue porque hizo mal las cosas y no merece el lugar que le dan ahora.

También habló de Pablo Tamagnini y todo lo que tejió para que quedara nominado, su jugada por atrás, pero se mostró despreocupado y seguro de que él lo va a entender cuando hallen personalmente.

En el brindis que tuvieron anoche en su nombre, los siete participantes que quedaron en la casa dijeron palabras muy emotivas hacia el boxeador rescatando su grandeza de persona.

Mañana a las 13.30hs en el Debate se revivirán otros momentos protagonizados por Jorge Castro y también responderá preguntas del panel y de sus compañeros.

(Se ha leido 145 veces.)

Se permite la reproducción de esta noticia, citando la fuente http://www.diarioc.com.ar

Compartir en Facebook

Titulares de DiarioC en su email
Ingrese su Email:
Sitemap | Cartas al Director | Turismo Catamarca | Contacto | Tel. (03833) 15 697034 | www.diarioc.com.ar 2002-2017