Catamarca
Domingo 25 de Septiembre de 2022
Buscar:

En Mendoza, Vélez derrotó a Newell´s y se coronó campeón de la temporada

Con un gol de Lucas Pratto, el conjunto de Gareca superó 1 a 0 a la "Lepra" y clasificó a la Copa Libertadores. Sebastián Sosa le atajó un penal a Scocco y Cubero se fue expulsado
(DIARIOC, 29/06/2013) Luego de las declaraciones polémicas, en las que la palabra justicia era la más mencionada, los campeones del fútbol argentino se acercaron hasta el Malvinas Argentinas de Mendoza para disputarse la corona de la temporada 2012/13.

En los primeros minutos, el que salió con los dientes afilados fue Vélez. Teniendo el incentivo extra, de poder clasificar a la Copa Libertadores, los de Ricardo Gareca arrinconaron a la “Lepra” desde el inicio del duelo. Los remates de Facundo Ferreyra y Fernando Gago eran los recursos más empleados.

Empleando el juego colectivo y los pases en profundidad, los de Liniers se mostraban claramente superiores. Tal es así, que a los 8 minutos de iniciado el cotejo, Lucas Pratto tomó la pelota al borde del área grande y, después de dejar en el camino a Santiago Vergini, le rompió el arco a Nahuel Guzmán. El 1 a 0 reflejaba perfectamente lo que sucedía dentro del terreno de juego.



Sin embargo, los problemas iban a aparecer en un momento crucial del encuentro. Cuando “Maxi” Rodríguez logró escabullirse por el sector izquierdo de la defensa velezana, Fabián Cubero le cometió una infracción y Néstor Pitana no tuvo más remedio que sentenciar la pena máxima. Para colmo de males, “Poroto” ya había visto la tarjeta amarilla y al volver a observar la cartulina rubia, dejó al “Fortín” con diez jugadores.

Desde los doce pasos la gran figura del torneo, Ignacio Scocco, contaba con la posibilidad de empardar la situación. Pero su remate cruzado no fu suficiente para quebrar la resistencia de Sebastián Sosa, quien se convirtió en el héroe de la tarde al atajar el penal ejecutado por “Nacho”.

En el complemento Newell’s pareció despertar. La superioridad numérica y la desventaja en el marcador llevaron a que el conjunto de Gerardo Martino reaccione positivamente. Un cabezazo de Milton Casco a centímetros del palo derecho de Sosa y el disparo desviado de Víctor Figueroa, cuando estaba solo ante el arquero uruguayo, fueron elemento suficientes para preocupar a Ricardo Gareca.

Aunque el cansancio físico fue muy notorio, Vélez controló perfectamente un duelo que lo consagró como el mejor equipo de la temporada. El gran momento que tuvo Newell’s a lo largo de todo este semestre deberá reflejarse el próximo miércoles cuando dispute ante el Atlético Mineiro la primera semifinal de la Copa Libertadores. Los rosarinos intentarán coronarse en América, porque en el fútbol doméstico el mote de gran campeón lo tiene un “Fortín” ubicado en Liniers.

Fuente: playfutbol.infobae.com

(Se ha leido 146 veces.)

Se permite la reproducción de esta noticia, citando la fuente http://www.diarioc.com.ar

Compartir en Facebook